miércoles, 21 de diciembre de 2016

Harriet de Elizabeth Jenkins

Harriet
Elizabeth Jenkins
Traducción: Catalina Martínez Muñoz
Alba Editorial, colección Rara Avis 

Esta novela, escrita en 1934 y un éxito de ventas en su día, reconstruye el llamado «misterio de Penge», que estremeció a la sociedad victoriana de 1877. Harriet es una mujer de treinta y dos años, elegante y adinerada, ya en posesión de su propia herencia; pero es también lo que «los vecinos del pueblo» de donde procede su madre llaman «tontita». Esta alma cándida y simple conoce un día, mientras pasa una temporada en casa de unos parientes pobres, a Lewis Oman, empleado en una casa de subastas, el cual no tarda en pedir su mano. «Las mujeres me encuentran atractivo», le dice a la madre de Harriet, que solo ve en él a un vulgar cazafortunas y que trata por todos los medios de impedir la boda. Sin embargo, ésta se celebra… y Harriet, a merced de su marido y de la familia de éste, entra en una pesadilla que nadie habría sido capaz de imaginar.
Lo inimaginable es, ciertamente, el tema de Harriet, una novela que empieza como Washington Square y termina como Luz de gas. Elizabeth Jenkins compone una brillante historia de seducción y engaño que progresa como una novela de horror, con un suspense casi irrespirable.

Harriet empieza como si de una novela de Austen se tratara. La protagonista es una mujer de treinta y dos años, soltera, rica, pero con una discapacidad psíquica importante. De ahí la razón de su soltería. Ha vivido toda su vida a las faldas de su madre, rodeada de lujo, colmada de caprichos. Hasta que aparece en su camino el joven, atractivo y pobre Lewis Osman, quien acabará pidiéndole matrimonio. Pese a la oposición de su madre, la joven decidirá casarse, completamente enamorada como está. Y todo será decir "sí, quiero" y Lewis empezará a mostrar su verdadera cara. Y empezará a convertir su vida en un infierno, con la ayuda de su hermano Patrick y de su esposa Elizabeth, y de la hermana de ésta, Alice, quien se convertirá en su amante. 

Si en las primeras páginas parecía que nos íbamos a encontrar con la típica novela victoriana, en estas páginas el cambio de tono es brutal y la asfixia, la angustia, la impotencia, la desazón empieza a apoderarse de nosotros a medida que vamos avanzando las páginas. Imposible no horrorizarse ante tanta crueldad, ante tanta maldad. Y más asusta al saber que todo esto sucedió realmente. Y no sabes qué es lo que te asusta más. Si lo que hacen o la falta de culpa que demuestran todos. La falta de conciencia por lo que están haciendo. No ver el daño que cometen, no ver al ser humano que están destruyendo poco a poco. Como si no importara, como si no valiera nada. Porque ellos creen que sus actos están plenamente justificados. ¿Por qué Lewis, Patrick y Elizabeth tienen que vivir en la pobreza mientras a Harriet no le falta nada? ¿Por qué Harriet puede tener todos esos vestidos y Alice, que sí puede lucirlos, no? Y así justifican sus humillaciones, sus vejaciones a Harriet. Y son tantas que nos cuesta creerlas. Que nos cuesta pensar que todo lo que está contando es verdad, que sucedió...

La gran virtud de esta novela es el tono empleado por la autora. De forma fría, distante, con un tono neutro, va exponiendo los hechos tal y como fueron. No le hace falta recrearse en el dolor ni en las humillaciones para crear una atmósfera cada vez más opresiva, cada vez más asfixiante. Ya la historia de por sí nos angustia, nos asfixia, nos abruma. 

Si os gusta pasarlo mal, una novela absolutamente recomendable.


25 comentarios:

  1. Tengo muchas ganas de leer esta novela

    ResponderEliminar
  2. Ya he visto otras reseñas y me apetece leerlo
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Esta la dejo pasar, creo que me saldría la vena asesina con los personajes y solo querria matarlos. Besos

    ResponderEliminar
  4. Pinta muy bien esta novela, pero de momento si hay que pasarlo mal, mejor la vamos a dejar hasta tener tiempos mejores para poderla disfruta como creo que merece.

    Besitos:)) Feliz Navidad amiga, disfruta juntos a las personas queridas de estos entrañables días. Mis mejores deseos siempre.

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!

    La verdad que no me gusta pasarlo mal, pero igual quiero leerla ;) Me gusta lo que has contado, muchas gracias por la reseña.

    Besotes.

    ResponderEliminar
  6. Totalmente de acuerdo contigo, también me pareció una novela brutal.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Hola! Pues no me gusta demasiado pasarlo mal leyendo, pero leyéndote me ha picado la curiosidad por el libro y no le puedo decir que no, jejeje. Lo anoto a ver si le doy una oportunidad pronto.
    Besos!

    ResponderEliminar
  8. Con otra novela que he leído este año ya he cumplido por un buen tiempo con las lecturas de este tipo, reveses de crueldad, ahora mismo no, gracias. Pese a las buenas reseñas que tiene.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Otro de los tantos que tengo en lista de espera. ¿A quién no le gusta pasarlo mal de vez en cuando cuando lee? Todos llevamos algo de masoquismo literario dentro ;)
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  10. No me gusta pasarlo mal, pero lo que cuentas es muy atractivo !!
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Lo leí hace unos meses y es que, me encanta esta Rara avis. Los voy comprando todos poco a oco
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Me gusta lo que cuentas. Me lo anoto! Un beso ;)

    ResponderEliminar
  13. A mi tampoco me gusta pasarlo mal y este titulo de momento no me lo llevo. Un beso

    ResponderEliminar
  14. Definitivamente este libro no es para mí, en un principio parecía interesante pero lo que cuentas no me convence, me gusta leer para ser feliz y pasarlo mal no entra en mis planes predilectos jeje

    Besos =)

    ResponderEliminar
  15. Voy viendo opiniones diferentes de esta novela, aunque es muy posible que la lea :-)
    Besos.

    ResponderEliminar
  16. La tengo más que apuntada y porque sí, soy de las que gustan de pasarlo mal leyendo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  17. No la conocía pero esa sensación de axfisia que hace pasarlo algo mal me encanta.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  18. Creo que no la disfruté tanto como tú. No está mal pero a mí me faltó sentirla más.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Me has convencido. Me lo llevo!! Tengo que saber como termina este dramón.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  20. Tenía muchas ganas de conocer tu opinión sobre este libro porque no sabía muy bien qué me podía encontrar. No me apetece mucho pasarlo mal, así que por el momento lo dejo pasar.

    Besos!

    ResponderEliminar
  21. A mi me apetece un montón leer esta novela. Me tienta mucho desde la primera reseña que leí. Besos

    ResponderEliminar
  22. ¡Hola guapa! Pues le tengo echado el ojo, porque me gusta pasarlo mal, pero en las novelas, jaja. Solo ahí. Me gustaría leerla :D
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  23. Con el lío de las fiestas se me había pasado totalmente esta autora. A mí me encantó este libro, más incluso que el otro que reseñé hace poco de la autora, "La historia del doctor Gully". Si es verdad que se pasa mal, pero la Jenkins lo narra de tal manera que no puedes dejar de leer para saber qué le hacen esos tres desalmados a la pobre Harriet. Para mí fue una lectura desasosegante, pero estupenda.

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se me había pasado esta RESEÑA, no la autora... jajaja.

      Eliminar

¡Muchísimas gracias por vuestros comentarios!