viernes, 17 de noviembre de 2017

El último baile de Sarra Manning

El último baile
Sarra Manning
Trad: Ana Momplet
Suma de Letras, 2017
Estación de King's Cross, 1943. Rose llega a Londres con la esperanza de cambiar su vida gris por el romance, el glamour y la música del Rainbow Corner, la famosa sala de baile de Piccadilly Circus adonde acuden los soldados americanos. Mientras las bombas caen, Rose perderá la cabeza por un piloto, y perderá todavía mucho más antes de que lo peor de la guerra haya acabado.
Las Vegas, en la actualidad. Una hermosa mujer vestida de novia entra en un bar y pide al primer hombre con el que se encuentra que se case con ella. Cuando Leo le pone el anillo a Jane, no puede ni imaginar que su nueva esposa no piensa detenerse ante nada para lograr lo que quiere.

Dos mujeres muy diferentes. Dos vidas muy diferentes. Cuando Jane y Rose se encuentren, ¿serán capaces de hacer las paces con los secretos que han estado a punto de destrozarlas?
Me gustan las novelas que están ambientadas en distintas épocas, un recurso muy usado últimamente por muchos autores. Lo más difícil en estas novelas es mantener el equilibrio entre las distintas historias. Siempre hay una que sobresale, que nos gusta más que la otra. Y en este caso al principio ha sido así, y la historia de Rose ha acaparado toda mi atención. Ese Londres en los años de la II Guerra Mundial, sus historias de amor fallidas, sus amigas... Y sobre todo Rainbow Corner, un sitio que no sabía ni que existía. Un sitio hecho para los soldados americanos, para que olviden durante unas horas las penurias de la guerra, un sitio que, entre tanta miseria, invita a la alegría, a la diversión. La ambientación está logradísima y nos resulta fácil trasladarnos a esa época y sentir como si estuviéramos ahí. Y el personaje de Rose es dueña absoluta de cada escena. Un personaje perfilado con mucho mimo, al que vemos crecer a pasos agigantados. Llega a Londres como una niña, que sólo busca en esta gran ciudad diversión y baile. Pero la guerra nos cambia a todos. Y la guerra hará madurar a Rose rápidamente. Y su visión idealista de la vida dará paso a otra más realista. 

En la actualidad tenemos a Jane, Leo y a la propia Rose. Rose, que se sigue adueñando de cada escena. Ya anciana, los años parecen haberle tratado bien. Rica, autoritaria, severa... Así se muestra ante Jane y ante su sobrino, Leo. Su sobrino favorito, pero algo pasó en el pasado que la relación entre ellos se rompió.  Y no vuelven Jane y Leo en su mejor momento. Y no solo por la mentira de su matrimonio. Es que ninguno de ellos tiene una vida ejemplar. Jane es una mujer codiciosa, capaz de todo por asegurar su futuro.  Y Rose es lista y se da cuenta de ello. Y Leo es un drogadicto, alcohólico... Pudo ser un artista. Pudo ser, pero lo arruinó todo. Y ahora parece que la vida parece darles una segunda oportunidad. ¿Serán capaces de aprovecharla? 

Y es que lo mejor de esta historia son sus personajes, tratados con absoluta naturalidad. Son tan reales, tan sinceros, con sus virtudes y con sus defectos. Personajes que van creciendo a lo  largo de la novela, que van cambiando, que se van desnudando poco a poco y a los que llegamos a conocer a la perfección. 

En definitiva, una novela que me ha sorprendido muy gratamente, por su ambientación, perfecta; por sus personajes, naturales y cercanos; y por la historia que hay detrás de todos ellos. No tiene un comienzo espectacular, pero es de esas novelas que se van creciendo página tras página, hasta que llega el momento que no puedes soltarla. 

PD: Si tenéis curiosidad por saber más de Rainbow Corner, os dejo este enlace, pero aviso que está en inglés. 

Fotos: http://www.americanairmuseum.com/sites/default/files/styles/large/public/media/media-7334.jpeg?itok=ZJDnkmU0

25 comentarios:

Mi tarde junto a un libro dijo...

Hola! Otro libro que no conocía y que la verdad pinta muy bien, creo que me podría gustar. Lo voy a tener en cuenta para próximas lecturas.
Besos!

mar dijo...

Muy buena pinta tiene esta historia y me la llevo apuntada, aunque no se cuando podré ponerme con ella. Besinos.

Aylavella dijo...

No conocía la novela, pero lo que cuentas me gusta, no me importaría leerla.
Besos

Manuela dijo...

Pues además de una portada fantástica encierra mucho más por lo que cuentas. No me importaría leerlo.
Besos

Angela Leon dijo...

Pues pinta bien y no me sonaba de nada así que tomo nota por si se me cruza :)

Bs.

Inés dijo...

Pues pinta estupendamente,me lo llevo.
Un beso

Norah Bennett dijo...

Complicadas esas novelas en distintos tiempos, muchas veces el actual solo es excusa para contar la historia y da la sensación de poco trabajado.
Veo que no es el caso y me alegro por ti que has disfrutado una buena lectura. Por mí no tanto porque es guerra y a la guerra este año ya no voy.
Besos

Inquilinas Netherfield dijo...

Yo reconozco que en un 99,9% de los casos siempre me interesa mucho más la historia del pasado que la del presente, pero en este caso por lo que comentas están muy compensadas las dos partes. Si se me presenta la ocasión lo leería. La portada me encanta, por cierto :)

¡Besote!

buscandomiequilibrio dijo...

Coincido con Inquilinas, es mucho más bonito el pasado, siempre, o a mí me resulta más evocadora la ambientación.
Y lo cierto es que no me importaría leerlo, no, así que, a la wish.
Besitos.

Francisco dijo...

Uy, Margari, me gusta lo que nos cuentas de esta novela. Tu reseña invita a leerla, ya lo creo. Me la llevo anotada. Besos.

Espe dijo...

Me llama mucho la historia (bueno, las dos historias), pero sobre todo eso de que los personajes sean naturales.

Atrapada dijo...

Esa portada me encanta, no se que tiene que me atrae, con respecto a la trama la verdad es que pinta entretenida así que no la descarto pues me podría gustar.

Besos =)

Ana Encinas dijo...

¡Holiii!

La verdad es que este tipo de historias no suelen ser los que suelo leer, pero al leer tu reseña me ha llamado realmente la atención, así que es posible que le de una oportunidad en un futuro :)
¡Muy buena reseña, por cierto!
Acabo de encontrar tu blog y me quedo como seguidora, yo también tengo un blog por si te apetece pasarte :3

¡Besineees!

Mientrasleo dijo...

Voy a echar un ojo al enlace, creo que es una novela que puede ser interesante
Besos

El rincón de Marlau dijo...

¡Hola! Tiene una pinta estupenda y la cubierta es preciosa así que nos lo llevamos apuntado. ¡Mil gracias por la reseña! ¡Besitos!

Marta y Laura.

Mª Ángeles Bk dijo...

No recuerdo bien en qué blog me apunté esta novela y tú me vienes a confirmar que merece la pena. No me importaría leerla. Lo importante es que vaya ganando poco a poco.
Besos

Marya dijo...

Pues no le digo que no para nada ,creo que podría llegar a gustarme. Un besote :)

Violeta J. dijo...

Tiene buena pinta y la verdad es que no me sonaba. Creo que leí la reseña hace poco pero no recuerdo donde. Cualquier día pierdo la cabeza y no me entero.
Me gusta lo que cuentas de la ambientación, y aunque me cuesta algo la histórica, creo que me la apunto.
Un beso

Marisa G. dijo...

Ay si yo me he enamorado inmediatamente de la cubierta... Qué apetecible me resulta. Besos

MyuMyu dijo...

¡Hola guapa!

Siempre me ha gustado lo de las dos líneas temporales, seguro que en esta me gustaba más la del pasado.
Tiene muy buena pinta la novela y más con una buena ambientación y unos personajes carismáticos.

¡Besos!

Rocío CazaEstrellas dijo...

No la conocía, me gusta lo que cuentas, así que voy a seguir husmeando. Un beso!

Narayani dijo...

Esta vez me has tentado mucho. Yo tampoco conocía el Rainbow Corner, gracias por explicarlo.

Besos!

Aglaia Callia dijo...

Hola,

Algo había visto acerca de este libro, pero no tenía claro de qué iba. La portada me intrigó, creo que es preciosa, pero si además te ha convencido, que es lo crucial en estos casos, pues me lo llevo para la lista :) ¡Gracias por la reseña!

Besos.

Natàlia dijo...

No me importaría nada leerlo. Pinta muy bien y la portada es preciosa.
Un beso ;)

Paseando entre páginas dijo...

Pues el lugar me ha llamado la atención, así que me pasaré por el enlace :) La novela en sí o me llama, ni por la trama ni por los dos hilos temporales, como dices, siempre llama más una historia que otra, es muy difícil mantener el equilibrio :/

Un saludo,
Laura.