jueves, 22 de julio de 2021

Doble reseña: Después de Stephen King y Un hermoso lugar para morir de Malla Nunn

Después 

Stephen King

Plaza & Janes, 2021

Jamie Conklin, el único hijo de una madre soltera, solo quiere tener una infancia normal. Sin embargo, nació con una habilidad sobrenatural que su madre le insta a mantener en secreto y que le permite ver aquello que nadie puede y enterarse de lo que el resto del mundo ignora. Cuando una inspectora del Departamento de Policía de Nueva York le obliga a evitar el último atentado de un asesino que amenaza con seguir atacando incluso desde la tumba, Jamie no tardará en descubrir que el precio que debe pagar por su poder tal vez es demasiado alto.

Después es Stephen King en estado puro, una novela inquietante y emotiva sobre la inocencia perdida y las pruebas que hay que superar para diferenciar el bien del mal. Deudora del gran clásico del autorIt (Eso),Después es un relato poderoso, terrorífico e inolvidable sobre la necesidad de plantarle cara a la maldad en todas sus formas.

Después de Stephen King es una novela corta en la que el autor demuestra una vez más por qué es el MAESTRO, así en mayúsculas. Y no puedo decir que sea la mejor novela del autor, porque no lo  es. Le falta alto para llegar a ser esa obra maestra a la que el autor tan malamente nos acostumbró. Pero el señor King muestra una vez más su enorme talento para perfilar personajes normales y corrientes  aunque tengan alguna cualidad extraordinaria; su enorme talento para narrar situaciones cotidianas y mantenernos pegados a sus páginas; su enorme talento para meternos de lleno en la historia aunque tenga toques sobrenaturales; su enorme talento para plasmar la mirada de un niño inocente y verlo convertirse en un adolescente valiente. Pero insisto, no es la mejor novela de King. Le falta algo. Y aún así, se disfruta muchísimo con su lectura, que te atrapa desde el principio y no puedes dejar de leer hasta el final. 

 

Un hermoso lugar para morir

Malla Nunn

Siruela, 2011

Un hermoso lugar para morir transcurre en la Sudáfrica de los años 1950, con las nuevas leyes del apartheid recién entradas en vigor.
En estas condiciones que hacen que hacen enormemente más peligrosa la vida, Emmanuel Cooper, de la policía de Johannesburgo, decide viajar desde Ciudad del Cabo a un pequeño pueblo en la frontera con Mozambique para investigar el asesinato de Willem Pretorius, comisario de policía de la pequeña localidad. Pretorius era un afrikáner aparentemente respetado por sus compatriotas y conocido por su rectitud moral. Pero Cooper, en colaboración con el policía zulú Shabalala, descubre en seguida que la conducta del comisario no era tan recta e intachable como creía su familia. Y se encontrará con todo un panorama de corrupción, pornografía y un complejo entramado en las relaciones interraciales.

Buscando novelas para completar el reto de la Yincana Criminal me topé con ésta, y me resultó muy atractiva. Es lo bueno que tienen a veces los retos, que te hacen salir de tu zona de confort y descubres autores que no conocías y con los que, de otro modo, no te hubieras animado. Aquí no me alejo mucho de mi zona de confort, en cuanto a género se refiere, pero sí en cuanto a geografía. Que no es África un país que haya visitado mucho literariamente hablando. Y esta visita me ha gustado mucho. Malla Nunn me ha convencido. Me ha gustado su forma sencilla de narrar, su forma de ir dejando todos los elementos necesarios  al descubierto para que nosotros encajemos las piezas. Y aunque al asesino lo descubrimos pronto, no por eso la novela pierde interés. Y es que lo realmente brillante de esta novela es  que, en toda ella, se percibe el amor que la autora siente por África. Y el dolor que siente por esas rígidas leyes raciales que tuvieron sometido a su pueblo en los años 50, años en los que se desarrolla esta historia.  Años de conflictos continuos entre blancos y negros.

El detective Cooper es todo un acierto. Es un personaje muy bien perfilado. Su sentido del deber hará que resuelva el caso sin importarle las consecuencias, sin importarle las continuas amenazas y presiones que reciba desde arriba… Y desde todos lados. 

Una novela muy recomendable tanto si te gustan los crímenes como si te gusta la novela histórica. La autora sabe combinar ambos géneros a la perfección y nos regala una historia muy bien hilada, que no deja ningún cabo suelto y que te mantiene en tensión desde la primera hasta la última página.  

Este libro participa en la iniciativa:

Apartado: La acción transcurre en África o está escrita por un escritor/a africano

martes, 20 de julio de 2021

Doble reseña: Los fuegos de otoño de Irène Némirovsky e Insolación de Emilia Pardo Bazán

Los fuegos de otoño

Irène Némirovsky

Salamandra, 2020

Finalizada la Primera Guerra Mundial, Bernard Jacquelain regresa de las trincheras con una medalla, pero desilusionado ante la falta de perspectivas. Tras los horrores presenciados en el frente, lucha por hacerse un hueco en el mundillo de los negocios turbios que campan a sus anchas en París. ¿Qué puede atraer a la bella y sensata Thérèse del rebelde y un tanto desvergonzado Bernard? A pesar de los desengaños y sufrimientos que puede acarrearle esa relación, Thérèse lo quiere y confía en que la fuerza del amor acabe por imponerse. Durante diez años, gracias al dinero fácil, ambos disfrutan de los mediocres placeres de la vida burguesa, pero cuando los tambores de guerra vuelven a sonar con fuerza y el futuro se torna incierto, todo empieza a desmoronarse.

Ambientada en el París febril y disoluto de entreguerras, Los fuegos de otoño es no sólo un retrato íntimo de unos hombres y mujeres en busca de una libertad imposible, sino también una semblanza implacable y sobrecogedora de una clase social presa de sus privilegios y costumbres.

Los fuegos de otoño es otra obra maestra de Némirovsky. En esta novela la autora describe a la perfección esa Francia decadente del período de entreguerras. Nos hace conocer cómo era la vida para la pequeña burguesía justo antes del comienzo de la guerra. Su forma de vida, sus valores, sus ideales… Pero llega la guerra y lo desbarata todo. Y destruye los sueños de muchos. Y esa victoria, que creían que iba a ser rápida, no llega. Y ya no importa el honor, ni la integridad, ni la justicia… Sobrevivir es lo único que cuenta, cueste lo que cueste. Y fueron muchos los que no lo lograron. Pero fueron muchos también los que vieron en la guerra la oportunidad de lucrarse, sin importar las vidas que se quedaban en el camino.

Pero en su segunda parte, Nemirovsky se centra en quienes lo lograron. Para ellos, la vida ya no es igual. Los hombres han conocido el horror de la batalla. No se vuelve igual. Las mujeres y todos los que no pudieron ir a la guerra han conocido miserias y penalidades. Nada puede ser como antes. Ahora el poder y el dinero son los grandes valores de la sociedad. La corrupción campa a sus anchas. Pese a que la guerra ha terminado, apenas hay sitio para la esperanza. Y pronto la posibilidad de otra gran guerra empieza a amenazar.

Es increíble cómo Nemirovsky logra perfilar psicológicamente a sus personajes. Sentimos sus inquietudes, sus miedos, sus inseguridades, su desesperanza. Plasma a la perfección los cambios que se están produciendo en la sociedad sin hacerle falta largas y tediosas descripciones. Te mete de lleno  en la historia desde la primera página y ya no puedes salir. Una absoluta maravilla. Una novela para leer y releer.  

Insolación

Emilia Pardo Bazán

Penguin, 2021


Publicada en la estela de éxitos como Los pazos de Ulloa y La madre naturaleza, Insolación cuenta la relación que entablan en la madrileña feria de San Isidro Asís Taboada, una viuda de 32 años, y Diego Pacheco, un joven y apuesto gaditano. La historia comienza en retrospectiva, cuando la protagonista despierta con resaca y empieza a recordar los acontecimientos del día anterior; pero el fluir de su conciencia pronto se combina con el drama para abordar un amor que no ignora la ley del deseo. Considerada escabrosa en su momento, la obra recibió críticas moralizantes de sus contemporáneos. En la actualidad, sin embargo, se reivindican sus grandes cualidades literarias, así como la denuncia que hizo la autora del doble rasero aplicado a hombres y mujeres en materia de moral sexual.

Insolación es una novela corta protagonizada por Francisca de Asís Taboada, marquesa viuda de Andrade. Una mujer decidida, independiente, valiente… Cualidades que en aquellos años no eran muy valorados, más bien al contrario. Esta novela tuvo que ser en su momento un auténtico escándalo. Y es que el comportamiento de la marquesa no es nada convencional. Ir de paseo con un joven y apuesto gaditano al que acaba de conocer yendo con él a la romería de San Isidro, donde bebió, comió, bebió… Y la pilló bien pillada. Y se enamora irremediablemente del gaditano, pese a que es advertida de que un buen partido, precisamente no es.  Mucha crítica hay en esta novela a esa doble moral reinante en aquella época. Y que aún reina un poco en esta, todo hay que decirlo. Que el hombre puede hacer lo que le dé la gana  y nunca sale perjudicado y nunca se  le critica, mientras que la mujer, al más mínimo tropiezo, aunque sea una tontería, ya pierde toda su reputación.

“Señor, ¿por qué no han de tener las mujeres derecho para encontrar guapos a los hombres que lo sean, y por qué ha de mirarse mal que lo manifiesten? (…). Si no lo decimos, lo pensamos, y no hay nada más peligroso que lo reprimido y oculto, lo que se queda dentro”.

Y aunque el final termina siendo convencional y la marquesa no pierde su honra, la crítica ya está hecha.

Muy entretenida esta novela, que gana mucho por su lenguaje, que se adapta a cada personaje, con lo que nos resulta muy fácil imaginar cada escena, cada situación. Otra pequeña joya, sobre todo por su carácter reivindicativo y valiente. Grande Pardo Bazán.

 

lunes, 19 de julio de 2021

Estos días leo... #183

Esta semana me acompañan dos nuevas lecturas. Y una de ellas es muy cortita, así que seguramente empezaré una tercera, pero ya me colocaré delante de la estantería a ver cuál es la afortunada.

Pietro Gerber, psicólogo especializado en hipnosis y en niños cuyas mentes esconden información útil para investigaciones policiales, recibe una petición de ayuda. Una mujer, Hanna, vive atormentada por un recuerdo de su infancia, un homicidio. Pero ¿es real o inventado?Pietro deberá encontrar a la niña que habita en Hanna para descubrir qué sucedió cuando vivía en «la casa de las voces.»

 

 

 


 
La vida de Nerea pende de un hilo muy frágil. El último golpe lo encaja en un hospital: la memoria de su madre ha quedado severamente perjudicada y prácticamente no recuerda nada.

Nerea vive absorbida por un trabajo que ya no disfruta, lamenta no poder dedicarle a su hija el tiempo que merece y últimamente siente que su matrimonio empalidece. Ahora además arrastra el peso de la culpa por no haber podido detectar a tiempo la crisis que sufre su madre y se ve acorralada por una historia turbulenta del pasado. El precario equilibrio que la sostenía se rompe.

Durante las largas esperas en el hospital advierte que su madre se aferra a un recuerdo que la desmemoria no ha podido barrer. Así descubrirá Nerea un episodio fundamental de la vida de su madre, al tiempo que se ve obligada a enfrentarse a su propio pasado.

Y vosotr@s, ¿qué estáis leyendo?

 

jueves, 15 de julio de 2021

Las rosas olvidadas de Martha Hall Kelly

 

Las rosas olvidadas

Martha Hall Kelly

Maeva, 2021

En 1914, Eliza Ferriday, una socialité de Nueva York, viaja a San Petersburgo junto a su amiga Sofya, una prima de los Romanov, la dinastía que controla el destino de Rusia. Cuando Austria le declara la guerra a Serbia y empieza el declive de la dinastía imperial rusa, Eliza consigue regresar a su hogar, mientras que Sofya y su familia huyen de la violencia que se ha adueñado de las calles y se instalan en el campo. Como necesitan ayuda para las tareas de la casa, contratan a una joven criada, Varinka, sin ser conscientes del peligro que representa. Tras la llegada a Estados Unidos de ciudadanos rusos que huyen de la Revolución bolchevique, Eliza hace lo que puede para ayudarlos, y, al dejar de recibir cartas de su amiga Sofya, empieza a temerse lo peor.

Las rosas olvidadas, precuela de Las mujeres de la casa de las lilas,  es una historia emotiva y muy entretenida. Con capítulos cortos, que van intercalando a las tres protagonistas, la lectura se hace ligera y vas leyendo un capítulo tras otro sin apenas darte cuenta. Y sufres con cada una de sus protagonistas. Sufres con Sofya Stréshnev, una joven que pertenece a la nobleza rusa, prima de la familia del zar, que se verá obligada a huir junto a su familia cuando se produzca la revolución bolchevique. Pero no lo tendrá fácil e incluso se verá obligada a separarse de su hijo.

Por otro lado tenemos a su amiga, Eliza Ferriday, que vive en Nueva York. Ella hará todo lo posible por saber de Sofya y por ayudarla. Pero también ayudará a todos los rusos, en su mayor parte nobles, que se ven obligados a huir de su país.

Y también tenemos a Varinka, una joven campesina. A través de ella, veremos cómo se producen las primeras revueltas de la revolución rusa. Seremos testigos del descontento que tienen hacia su gobierno, hacia un zar que parece no ser consciente de sus problemas, de la miseria en la que viven... Hacia una nobleza que vive de espalda a ellos, rodeada de lujos y comodidades mientras el pueblo tiene hambre. Una nobleza que no se daba cuenta del error que estaban cometiendo al ignorarlos. Y que luego sufrió las consecuencias de esta ignorancia. Consecuencias crueles, porque del descontento al odio y a la violencia, por desgracia, parece haber un muy pequeñito paso.

Ambientación de diez la de esta novela. Con grandes personajes, todos absolutamente bien perfilados. Con muy buen ritmo, terminando siempre todos los capítulos con la intriga y la tensión suficientes que te hacen querer leer el siguiente para ver cómo acaba todo. Se nota que hay una gran labor de documentación detrás de esta novela pero está plasmado con naturalidad, sin abusar de los detalles y sin romper en ningún momento el ritmo de la novela. Y que esté inspirada en sucesos reales, hacen aún más interesante esta lectura. La he disfrutado mucho. Me ha dejado con ganas de leer ahora Las mujeres de la casa de las lilas.

lunes, 12 de julio de 2021

Estos días leo... #182

 Estos días tan calurosos los estoy pasando entre dos lecturas.

 

La doctora Simonetta Brey desembarca en Menorca, un genuino enclave mediterráneo Llegan la forense Simonetta Brey y el comisario Darío Ferrer, una nueva pareja de investigadores que siguen la pista de unos médicos asesinados en la isla de Menorca. Simonetta Brey, una joven y prestigiosa forense, recala en Menorca invitada por el comisario Darío Ferrer, antiguo compañero y también amante, para acortar una pena de prisión que está cumpliendo por un turbio delito. La condición es resolver una serie de asesinatos cuyas víctimas son médicos jubilados. Para cumplir el encargo, se instala como médico de familia en la isla y oculta su verdadera profesión. A medida que avanza en las investigaciones, descubre la belleza de la isla, establece lazos de amistad con un grupo de gente singular e inicia una relación sentimental con un atractivo hombre de negocios. Sin embargo, alguien la vigila y la acecha hasta en su propia casa.
 


Antes de que Darwin escandalizara al mundo entero con sus teorías sobre el origen de las especies, hubo alguien que ya dudaba, buscaba, hacía preguntas… En las playas llenas de fósiles de la costa inglesa, Mary Anning, una muchacha pobre y sin educación, y la huraña Elizabeth Philpot, una solterona de clase media, trabarán amistad, unidas por una misma pasión: el deseo de buscar las huellas de la vida en los fósiles y revelar así la historia secreta de nuestro pasado. 
 
 
Y vosotr@s, ¿qué estáis leyendo?

jueves, 8 de julio de 2021

La última paloma de Men Marías

 

La última paloma

Men Marías

Planeta, 2021

Frente a la base naval de Rota, tras el cordón policial que acordona la brutal escena, un grupo de vecinos clama que se haga justicia: el cuerpo de la joven Diana Buffet yace salvajemente mutilado y con unas enormes alas cosidas a su espalda.

Ni las cámaras ni el helicóptero de vigilancia de la base han captado una sola imagen que pueda servir a la investigación; algo incomprensible.

La sargento Patria Santiago sabe que el asesino va a volver a matar, pero nadie la cree, ni siquiera el cabo Sacha Santos -a quien le gustaría ser algo más que su compañero-, porque al igual que piensa el resto de Rota, Patria ha convivido con el dolor demasiado tiempo como para ser de fiar.

Una sola pista, la investigación que Diana estaba haciendo sobre la base, y su relación con la desaparición de una joven hace sesenta años, cuando los americanos llegaron a Rota, parecen ser los únicos hilos de los que tirar.

Solo quien conoce el dolor puede enfrentarse a un crimen tan macabro

¿Cómo demuestro que he disfrutado como una enana con esta novela? Llevo ya varios días dándole vueltas en la cabeza a esta reseña y no doy pie con bola. A ver, venga... Puedo empezar hablando  de la estructura de la novela. Es verdad que no es original la existencia de dos líneas temporales, una en el presente, en el año 2019, y la otra en los años 50, con la llegada de los americanos a Rota. Una llegada que supuso un cambio brutal en el pueblo gaditano. Un choque de culturas absoluto, pero lo que más sorprendió, en tiempos de dictadura, fueron esos aires de libertad que se respiraba donde los americanos pisaban. Una libertad a la que los jóvenes se agarraron fuertemente, viendo en ella una esperanza para alejarse de esa España gris y represora. El talento de Men Marías a la hora de plantear esta estructura es que consigue que nos sintamos atraídos por igual por una trama que por otra. Mantener el interés en ambas historias, que sabemos que en algún momento se van a cruzar, no es nada sencillo. Pero la autora se maneja con soltura en ambos tiempos, y tanto en el presente como en el pasado, sabe mantener la intriga, la tensión y el ritmo, que va en aumento a medida que avanzamos en la lectura. 

¿Y ahora de qué puedo hablar? ¡Claro! De sus personajes. Patria, sargento de la Guardia Civil en Rota, es la encargada del caso. Es un personaje brutal, lleno de cicatrices, tanto físicas como psicológicas. Un personaje difícil, al que vamos conociendo poco a poco, descubriéndose como una mujer fuerte pero también débil. Con un pasado difícil, culpable de las heridas que siguen acompañándole en el presente. Ella es la absoluta protagonista de la novela, aunque el resto de personajes que van apareciendo también están brillantemente perfilados.

También puedo hablar de la trama, perfectamente hilvanada, sin dejar ningún cabo suelto. Manejando el suspense y la tensión con maestría, dejándonos siempre con ganas de leer un capítulo más para saber más de esta  dura historia. Una historia que nos va a sobrecoger y que nos va a poner un nudo en la garganta en más de una ocasión. Una historia que nos va a doler muchísimo.

Tengo que acordarme también de destacar la maravillosa prosa de Men Marías, sencilla, sin muchos adornos, con las descripciones justas y necesarias para imaginarnos cada situación, cada ambiente, cada personaje. 

¡Ays! ¿Qué hago? ¿Ahora cómo lo pongo todo? ¿De qué hablo primero? Me quedo corta así, muy corta. Necesito más para mostrar cuánto he disfrutado y sufrido con esta grandísima novela. Y no me viene la inspiración, no me viene...Sigo pensando...

( Y no se me puede olvidar mencionar en la reseña lo que nos hemos reído en #SoyYincanera con la portada, discutiendo si veíamos una paloma o una cala... Que a mis años me entero de que la cala es una flor y yo pensando en una playa...En fin...  Y vosotros, ¿qué veis? ¿Una flor o una paloma?)

Este libro participa en la iniciativa:

Apartado: La víctima o el asesino pertenecen a la clase baja o marginal.

martes, 6 de julio de 2021

Repasando junio

Cuatro han sido las lecturas del mes de junio. Disfrutada todas, pero destaco en especial, Los fuegos de otoño (¡qué grande Némirovsky!) y La última paloma de Men Marías, con la que he disfrutado y sufrido muchísimo. 

Y cuatro han sido las novelas reseñadas este mes:

Y este mes no hablo de películas, que creo no haber visto ninguna. Y si no la recuerdo es que no merece mucho la pena. Y de series sólo he visto Desplazados, una miniserie de Netflix que me ha convencido. Una denuncia de la situación de los refugiados en los centros de inmigración en Australia. No me imaginaba que en ese país, el trato fuera así. Y sí, está basado en casos reales. Es dura de ver. 

Os dejo este mes con un grupo que he descubierto hace poquito gracias a Lewis Texidor, y  que me ha gustado mucho. 


Y vuestro mes, ¿qué tal ha ido?

 

lunes, 5 de julio de 2021

Estos días leo... #181

Sigo esta semana con las mismas lecturas de la pasada. Me están gustando mucho pero últimamente no tengo mucho tiempo así que voy lentita con ellas. De Insolación ya me queda poquito, que está siendo mi lectura playera y ya tengo preparada Las huellas de la vida de Tracy Chevalier para acompañarme, así que puedo que la empiece esta semana.


Solo un asesino en serie en tiempos de Instagram hará que dos policías se pongan de acuerdo: él, un boomer chapado a la antigua; ella, una milenial con ganas de cambiar el mundo

Una modelo de diecisiete años a la que le falta el ombligo desaparece en Madrid. Los inspectores Martínez y Pieldelobo se hacen cargo de la investigación, pero chocan desde el primer momento. Él es un padre cincuentón y caótico, tierno pero mordaz y un tanto anticuado; ella, una milenial combativa, inteligente y feminista.

Mientras recorren por España lugares misteriosos y templos en apariencia tranquilos, surgen dos hipótesis para desenmascarar a un asesino en serie: o la mafia rusa está detrás de una red de prostitución de lujo o hay un psicópata religioso que pretende enmendarle la plana al mismo Dios.

 

 


 

 Publicada en la estela de éxitos como Los pazos de Ulloa y La madre naturaleza, Insolación cuenta la relación que entablan en la madrileña feria de San Isidro Asís Taboada, una viuda de 32 años, y Diego Pacheco, un joven y apuesto gaditano. La historia comienza en retrospectiva, cuando la protagonista despierta con resaca y empieza a recordar los acontecimientos del día anterior; pero el fluir de su conciencia pronto se combina con el drama para abordar un amor que no ignora la ley del deseo. Considerada escabrosa en su momento, la obra recibió críticas moralizantes de sus contemporáneos. En la actualidad, sin embargo, se reivindican sus grandes cualidades literarias, así como la denuncia que hizo la autora del doble rasero aplicado a hombres y mujeres en materia de moral sexual.

 

 


Antes de que Darwin escandalizara al mundo entero con sus teorías sobre el origen de las especies, hubo alguien que ya dudaba, buscaba, hacía preguntas… En las playas llenas de fósiles de la costa inglesa, Mary Anning, una muchacha pobre y sin educación, y la huraña Elizabeth Philpot, una solterona de clase media, trabarán amistad, unidas por una misma pasión: el deseo de buscar las huellas de la vida en los fósiles y revelar así la historia secreta de nuestro pasado.

Y vosotr@s, ¿qué estáis leyendo?

 

martes, 29 de junio de 2021

La madre de todas las ciencias de Cristina Grela

 

La madre de todas las ciencias

Cristina Grela

Amazon, 2021

La tranquilidad del pequeño pueblo de Servandero se ve interrumpida por la desaparición de una de sus vecinas, Eulalia Olmedo, que debe someterse a diálisis para vivir. Nacho Merlo, un periodista en paro, se traslada allí para conseguir la exclusiva del caso y, con ella, un trabajo fijo en un periódico de la capital.

Los agentes de la Guardia Civil saben que solo hay una forma de encontrar a la anciana con vida: hacerlo pronto. Y para ello será imprescindible la colaboración de un pueblo que no parece dispuesto a ayudar.


 

La madre de todas las ciencias es la primera novela que leo de Cristina Grela y lo empecé con miedo. Porque quería que me gustase y temía que ese deseo estropeara mi lectura. Pero no ha sido el caso, afortunadamente, y he conseguido disfrutar y mucho de esta historia.

Sí es un libro en el que vas entrando poco a poco, pero luego,  a medida que vas avanzando, empieza a costarte salir de él. No puedes parar de pensar en esa anciana con parálisis renal que necesita de diálisis cada dos días y que ha desaparecido de un día para otro. Las horas aquí son vitales. Porque Eulalia, que así se llama la anciana, necesita de su tratamiento. Y si no lo recibe, su vida corre peligro.  

Y ahí entra en acción Nacho, joven periodista que ve en esta desaparición la oportunidad que necesitaba para encontrar trabajo. Y es que él se crió en Servandero, el pueblo donde ha desaparecido Eulalia Olmedo. Así que se instala en la casa que aún tiene en el pueblo, y retoma viejas relaciones y aprovecha para investigar la desaparición de la anciana.  Y para ello tiene que indagar sobre su vida. Y descubre que son muchos los que no le tienen mucha simpatía, por su carácter severo y rígido. Ni siquiera su enfermedad causa lástima a sus vecinos. Ni siquiera mantiene una  buena relación con su hijo Román. Pero también tiene gente que la quiere, como la gente del hospital, tanto enfermeros como otros enfermos como ella. Y su empleada, Merche, con la que ha compartido tanto buenos como malos momentos. 

Y aquí reside uno de los grandes aciertos de esta novela: en sus personajes. Todos muy bien caracterizados, muy bien definidos. Todos  con sus virtudes y sus defectos. Todos con sus secretos. Y muchos con motivos suficientes para querer hacer desaparecer a Eulalia. Son muchos los personajes que van apareciendo y la autora consigue darles a cada uno su propio carácter, su propia voz.  

Y lo hace con una prosa sencilla, sin grandes adornos. Y con un ritmo que, sin llegar a ser frenético, va creciendo poco a poco consiguiendo que nos enganchemos a la lectura y no queramos soltarla hasta llegar al final  y descubrir los motivos de la desaparición de doña Eulalia  y saber si se llegará a tiempo para que pueda recibir su diálisis. Y el final me ha parecido buenísimo. El mejor para una historia que resulta en todo momento creíble, tanto que te metes de lleno en la historia y empezamos a preocuparnos por la pobre anciana.

En definitiva, he disfrutado muchísimo de esta historia, de este viaje a este pequeño pueblo donde todos conocen a todos, donde todos creer saber todo de todos  pero donde todos son capaces de guardar secretos que nadie conoce. Seguiré leyendo a Cristina Grela. 

Este libro participa en la iniciativa:

Apartado: La acción transcurre en un ambiente rural.